Escrito para Ejercer Derecho de Desistimiento por Compras en Internet
5 (100%) 6 votos

¿Has comprado algo por internet y quieres devolverlo? Comunica al vendedor del comercio electrónico tu decisión de desistir de la compra. Envíale un escrito para dejar constancia, expresa e inequívoca, de tu voluntad.

Cuando la tienda online no responde a nuestra solicitud de devolución de compra, debemos actuar rápidamente para ejercer el derecho de desistimiento dentro del plazo legal.

Hoy lector, vas a saber cómo exigir al comercio online que te devuelva el dinero, mediante un modelo de escrito que he preparado para ti, para que puedas ejercer tu derecho de desistimiento en una compra en internet.

Estás en Modelos y Contratos. ¿Devoluciones? Se admiten.

 

Modelo de carta para ejercer el derecho de desistimiento en una compra online.

Si sigues este blog (cosa que imagino que si… y sino, a que esperas para suscribirte!) anteriormente hemos visto cuáles son nuestros derechos como consumidores y usuarios y cómo reclamar la devolución de una compra realizada por internet.

Hemos visto la teoría.

Ahora toca pasar a la acción.

Modelo de escrito para reclamar la devolución de una compra realizada en una tienda por Internet (ecommerce). Ejercicio del derecho de desistimiento.

D/Dª. […] (nombre y apellidos del consumidor y usuario)

Dirección […]

Teléfono […]

Correo electrónico […]

 

Atención al cliente […] (nombre tienda online, post venta o vendedor)

Sitio web […]

Dirección postal […]

Correo electrónico […]

 

Asunto: Ejercicio del derecho de desistimiento.

 

En […] (lugar y fecha)

 

Muy Sr. mío:

Me dirijo a Vd., por medio de la presente, en relación al asunto al margen referenciado, siendo Vd. el vendedor o empresario, y quien suscribe, el consumidor y usuario.

Que, el día […] a las […] horas, he adquirido, a través de su sitio en internet […] el artículo […] (detallar el producto y la marca), por un importe total de […] euros, incluidos en este importe los gastos iniciales de envío.

Posteriormente, el día […] a las […] horas, he recibido en mi domicilio el citado producto.

Sin embargo, una vez recibido el artículo, he decidido devolverlo, dentro del plazo legal establecido para ejercer el derecho de desistimiento por compra a distancia.

Que dicho producto se encuentra en el mismo estado original de envío y no ha sido utilizado.

Para el ejercicio de mis derechos, el día […] me he puesto en contacto con el servicio de atención al cliente de su tienda online [sigue]

Accede ya mismo a la información completa de este modelo:

 

¡No esperes más! Haz click en el botón "comprar ahora", colabora con este blog, y descárgate inmediatamente el modelo completo, en formato Word, para que puedas editarlo directamente con tus datos. Puedes pagar con tarjeta o por PayPal, la forma rápida y segura de pagar en Internet.

 

¿Qué datos debe tener la reclamación al vendedor o profesional de una tienda online?

Lo primero que debemos hacer es identificarnos como consumidor y usuario, con nuestros datos personales y de contacto (dirección postal, teléfono y/o correo electrónico).

Seguidamente identificamos a la empresa, vendedor o profesional que opera en internet. Sus datos los podremos encontrar en la propia página web –aviso legal– o en la factura de compra del artículo que hemos adquirido en su tienda online. También podemos dirigirnos al departamento de atención al cliente o post venta, si existe.

Indica la fecha en que tiene lugar el escrito de desistimiento y fírmalo.

 

¿Cómo redactar un escrito para ejercer el derecho de desistimiento en el ecommerce?

Nuestra voluntad debe quedar clara desde el inicio. Para ello, señalamos en el asunto el ejercicio del derecho de desistimiento, tal y como puedes ver en el ejemplo de mi escrito.

En el cuerpo de la carta nos limitamos a relatar los hechos, siempre de forma clara y concisa. Cuándo se realizó la compra, qué artículo compramos, cuándo recibimos el producto en nuestra casa, cuál fue el importe total (recuerda incluir los gastos de envío), etc.

Como te explicaba en el post teórico, tenemos como mínimo 14 días, desde que adquirimos el artículo, para poder desistir de la compra –devolverla– sin tener que dar ningún tipo de explicación ni justificación ni nada de nada.

También sabemos que si el vendedor o el comercio electrónico –ecommerce– no reintegra el dinero de la compra dentro del plazo de 14 días, desde que el comprador lo solicita, el consumidor podrá reclamar la cantidad adeudada por duplicado.

Todo esto se lo hacemos saber o recordar al vendedor o profesional que vende por internet.

El hecho de que conozcamos nuestros derechos y así se lo hagamos saber al comercio online, nos da un plus de seriedad y el impacto que provocamos en el vendedor es mayor, ya que no se trata de una simple reclamación. Juridicamente tiene consecuencias para la página web.

Por tal motivo, mencionamos en el escrito los artículos aplicables de la Ley de los Consumidores y Usuarios.

La solicitud debe ser clara. Qué se reclama, por qué se reclama y cuánto se reclama.

¿Quieres ver cómo lo hago yo? Sigue mi método para redactar una reclamación.

No debemos pasar por alto que, al mismo tiempo que solicitamos el reintegro de la cantidad que se reclama, debemos devolver el artículo comprado al comercio o tienda online.

Envía adjunto al escrito copia de la factura, recibo o confirmación de pago de la compra por internet.

Si has hecho alguna reclamación previa al servicio de atención al cliente o post venta del ecommerce, acompaña una copia de ese correo electrónico, mensaje o whatsapp al escrito de desistimiento.

Recuerda ver la lista de excepciones al derecho de desistimiento para saber si tu compra cumple los requisitos de devolución.

 

Enviar un Burofax a tienda online o página web para desistir de una compra en internet.

Como te he venido contando, la reclamación la puedes hacer por correo electrónico, por carta, fax, formulario en página web o cualquier otro medio del que disponga el departamento de atención al cliente del comercio online al que vas a dirigirte.

¿Ya has utilizado esos medios y no has tenido respuesta?

Pasa a la acción con un Burofax.

¿Qué es un Burofax? Haz click en el enlace, te lo cuento en otro post de Modelos y Contratos.

Cuando tengas tu escrito preparado, imprímelo, fírmalo y llévalo a la oficina de Correos más cercana. Pide enviar un Burofax con acuse de recibo y copia certificada. De esta forma tendrás una prueba más que suficiente, en caso de que tengas que continuar con la reclamación en otras instancias, sea administrativa y/o judicial.

 

La política de devoluciones en el comercio online.

Si compras en una tienda física puedes poner tus cinco sentidos sobre lo que estás comprando.

Pero cuando el consumidor compra en internet no tiene esa posibilidad.

¿Que ocurrirá si la prenda de ropa no me queda bien? ¿Y si el altavoz portátil no suena como espero?

El ecommerce ha sabido adaptarse a las necesidades actuales de los consumidores y usuarios. Las grandes empresas que operan en internet se han ganado a sus clientes a base de políticas de devoluciones fáciles, rápidas y gratuitas, y a una cuidada atención post venta.

No hay más que verlo.

El Corte Inglés, Zara, Mango y Amazon, por poner algunos ejemplos, permiten a sus clientes devolver los artículos de forma totalmente gratuita. En algunos casos te ofrecen la posibilidad de devolver la prenda directamente en cualquiera de sus tiendas físicas, como es el caso de Zara. 

También otorgan a sus clientes un plazo de un mes para realizar la devolución, mucho mayor al que establece la Ley.

¿Acaso no es esta política de devoluciones una garantía de confianza? 

Son marcas que han sabido dar esa sensación. El consumidor se siente seguro comprando en sus tiendas online. 

Hay empresas en la red que van mucho más allá. Es el caso de Zalando, que permite a sus clientes devolver las prendas en un plazo de 100 días. Tiempo suficiente para probarse la ropa ¿verdad?

Sin embargo, todavía, parte de los pequeños comercios en la red no cuentan con una política de devoluciones adaptada a la normativa vigente. Claro que los chicos no disponen de los medios de un Amazon, pero con una política clara y una atención profesional del servicio post venta, estos pequeños comercios se ahorrarían muchas reclamaciones, pudiendo repercutir en el consumidor los gastos de las devoluciones.

¿Quieres contarme tu caso? Envíame tus comentarios justo aquí abajo ?